#2 CENA CREATIVA

Esta vez las complicaciones no han sido otras que la menor cantidad de gente que pudo venir. No tantas como la anterior, pero suficiente para compartir los grandes conocimientos y dudas que todos teníamos. Preguntas, terorías y juegos, juegos de conocimiento personal que para algunos fomenta la creatividady  para otros no está relacionado. Yo diría que sí, pero es simplemente mi opinión. 

El escenario fue increíble, un diseño cautivador con el infinito de base y la apreciada aportación de Leire Aranburu con sus dibujos a boli Bic y la tienda Workshop con los objetos que mejor creía que encajaban. Por fin empezamos a interactuar en un espacio creativo.

Pese a los obstáculos que tuvimos, he aprendido que hay que actuar como si fuera la mejor cena e intentar cuidar los detalles al máximo para dejar a los comensales con la boca abierta (o puede que esta vez cerrada).

Gracias, una vez más,  por apostar por esta cena!